Frases de Henri Beyle Stendhal

Resultados 1 - 20 de aproximadamente 22 frases: frases de henri beyle stendhal

Tener el carácter firme es tener una larga y sólida experiencia de los desengaños y desgracias de la vida.

Henri Beyle Stendhal

El amor es una bellísima flor, pero hay que tener el coraje de ir a recogerla al borde de un precipicio.

Henri Beyle Stendhal

Para un amante ya no hay amigos.

Henri Beyle Stendhal

Sólo la imaginación escapa siempre a la saciedad.

Henri Beyle Stendhal

Puede adquirirse todo en la soledad, excepto el carácter.

Henri Beyle Stendhal

Procura no emplear el tesoro de tu vida en odiar ni en temer.

Henri Beyle Stendhal

El amor, ordinariamente, es expulsado de su lugar por la avaricia.

Henri Beyle Stendhal

El pudor tiene la desventaja de que habitúa a mentir.

Henri Beyle Stendhal

Con las pasiones uno no se aburre jamás; sin ellas, se idiotiza.

Henri Beyle Stendhal

Muy frecuentemente las lágrimas son la última sonrisa del amor.

Henri Beyle Stendhal

Muchas palabras han recorrido un largo camino a pie antes de conseguir sus alas.

Marie Henri Beyle Stendhal

Llamamos bello a aquello que es elogiado por el periódico y que produce mucho dinero.

Henri Beyle Stendhal

Una mujer de cuarenta años sólo tiene atractivos para aquellos que la amaron en su juventud.

Henri Beyle Stendhal

La diferencia de la infidelidad en los dos sexos es tan real que una mujer apasionada puede perdonar una infidelidad, cosa imposible para un hombre.

Henri Beyle Stendhal

Muchas personas creen al haber superado un error que ya no necesitan volver a enmendarlo.

Marie Henri Beyle Stendhal

Un hijo es un acreedor dado por la naturaleza.

Henri Beyle Stendhal

Solamente puedes tener paz si tú la proporcionas.

Marie Henri Beyle Stendhal

Los versos fueron inventados para ayudar a la memoria. Conservarlos en el arte dramático es rendir tributo a la barbarie.

Henri Beyle Stendhal

Lo que forma nuestra suerte no es lo que experimentemos, sino nuestra manera de sentirlo.

Marie Henri Beyle Stendhal

Para pasar por hombre amable basta con narrar bien y con no hablar nunca de sí mismo.

Henri Beyle Stendhal
1 2   Seguinte