El que se olvida de los bienes gozados en el pasado es ya viejo hoy.

Epicuro