Las obras deben ser concebidas con fuego en el alma, pero ejecutadas con frialdad clínica.

Joan Miró