antes de que mis ojos vieran el atardecer,
no me atemorizaban las sombras de la
noche, pero ahora tengo miedo de ellas.

jureme