Algo maravilloso, que encuentro en
la mente: es que para no obscurecer
la dicha de las personas; continuamente
pulveriza los recuerdos, de quienes no
hacen presencia.

jureme